Ir al contenido principal

Rutina

Andi, otra,
tal vez alguna vez te toque

Odio madrugar todos los días
y dormir luego de media noche,
odio estudiar y trabajar
y aprender cada día algo,
odio cansarme a diario
y tener que descansar y madrugar....

Odio mis noches de juventud
mis letras nacidas de la luna,
odio que con el brillo del sol
no brilla mi poesía.
Odio que en el día soy cuadrado
y en las noches transdimensional,
odio ser uno en las mañanas
y bajo la oscuridad, otro.
Odio que en ocasiones es así
y en otras, al contario.

Odio pensar todos los días
y crear novedades siempre,
dejar cada día mi huella
en la sangre de otro
y tratar de alcanzar la inmortalidad.
Odio que la gente me juzque
y que piensen mal de mí.

Odio despertar enamorado
y que el amor sea mi insipiracion,
odio no poder decirte NO
y descansar al fín;
odio que mi diario seas tú...
pero agradezco que tú hagas esto.

Odio mi rutina porque
todos los días son diferentes:
es destruir o crear siempre,
es autenticidad y energía.
Odio que lo único constante
eres tú en mi mente, y
odio aún más, que esa es la razón
por la cual nunca es igual.

Odio no poder ser del resto
-y vivir como un juguete de cuerda
repitiendo actos siempre sin pensar-,
odio tener responsabilidades y no horario
pues pienso mucho, te pienso mucho
y descubro que llegará el final...
Para mí, la muerte es el comienzo,
el comienzo de una aburrida rutina
qué será peor sin tu compañía,
pues por tí cambiaría toda mi vida
a un simple "estar contigo todos los días"

Comentarios

Marinel ha dicho que…
Tu odio,es un odio comprensible.Un odio por el que comienza a pasearse un@,cuando se empieza a madurar comprendiendo muchas cosas...
El tuyo,además es un odio,impregnado de amor.Un amor,por el que cambiarías tu odio,a odiar de otra manera otras cosas,pero desde la compañía de la persona amada.
Me ha gustado mucho leerte.
Besos.
| A+N+D+O+R+E+S+U | ha dicho que…
Fuí claro!!! Ése, precisamente, es mi mensaje.
Liliana Varela ha dicho que…
Pues a mi se me hace que tu alma siempre vive elevada a las estrellas. Es bellísimo este poema y cuando quieras, será un honor leerlo en mi programa de radio por internet ("al borde de la palabra", los martes de 18 a 19 hs Argentina; por http://www.arinfo.com.ar). Tu me avisas si me lo prestas.
Besos
Liliana
delfin en libertad ha dicho que…
Hay tantos odios escondidos, rezagados que a la larga son los que más daño hacen al espíritu, pero cuando lo exteriorizan como tú ahora, es entonces que fluyen y buscan su ruta y se hacen más livianos. Muy hermoso. Un abrazo.
Lisandro ha dicho que…
Me siento muuuy identificado es estas letrad, pero aprendi que a la rutina hay que alimentarla de sensaciones y sentimientos y buscarle el lado positivo... me enncanto! un abrazo!
Lourdes Torres ha dicho que…
Andrés, tu poema es muy acertado. Todos en alguna vez, hemos sentido que odiamos muchas cosas, pero tú lo has hecho de una manera muy linda.

Un abrazo!!
Carla ha dicho que…
Es bellisimo este poema, en el que reflejas todos los aspectos de tu vida, como el amor te sale por los poros.
Mariluz ha dicho que…
Ya decía Dyango "que tan sólo se odia lo querido"... bellísima declaración de amor

besos
Paula Olivieri ha dicho que…
yo Odio que seas pesimista
Y que busques tu felicidad en otra persona,
Tu bienestar está en tu propia esencia,
Sos vos el poeta …
El que hace y deshace la letras,
La trama y el fondo de los valores y las miserias
De lo que te da brillo y de lo que te opaca.

beso
:)
| A+N+D+O+R+E+S+U | ha dicho que…
No pesimismo, ni siquiera realismo; es un poco de revolución, revolución a la revolcuión, revolcuión a la rebeldía, revolución a la originalidad!!!... La poesía, con algo de confesión y arrepentimiento, dice que es díficil vivir intensamente y con autenticdad cada día, que salir de la rutina es un trabajo que sólo privilegiados pueden hacer. El odio es simplemente un representación de lo quees duro para el poeta. Y, como excusa, para dar uun giro a us problemas, este poeta, se dirige al amor (que podrá ser otra persona, pero tal vez no...)
| A+N+D+O+R+E+S+U | ha dicho que…
Un ejercicio interesante con esta poesía es cambiar, mientras se lee, odio por me gusta... el entido no cambiará mucho y se descubrirá mejor
Ivan Ignacio ha dicho que…
muy bueno trabajo, eso si: un punto de vista no muy independiente.
Es bueno al principio y al final sobre todo. Se me hizo largo pero en fin me gusto mucho, me encanto
gla. ha dicho que…
Hola Pitufo Gruñón...Me gusta porque de alguna manera un dia cualquiera nos sentimos asi y no hay explicacion del porque...
KUBAN ha dicho que…
No odies esas pequeñas cosas que hoy te cansan... mañana las echarás de menos. Un abrazo. Volveré.
Rejog ha dicho que…
Es bueno ser joven...
La Lengua De Sócrates ha dicho que…
TU odio es elprincipio del amor universal,un grito a la revolucion existencial de lo diario. Creo que la verdadera felizidad se encuentra en la armonia de uno mismo con el todo creacion y creatibidad. Cuando uno odia normalmente esque hay algo que le preocupa y que le importa mucho.Felicidades, me gusta mucho
tu manera de expresarte. date una vuelta pormi blogg si tienes tiempo lo acabo de abrir hace una semana pero ya lo ire enriqueciendo .Sigue asi un abrazo

Entradas populares de este blog

LA LEYENDA DEL HOMBRE CON EL CORAZÓN ROTO

En el pueblo se está escuchando que nació una leyenda. Que hace varios días se escucha a un hombre lamentarse y no parar de gritar en las noches. La gente dice que él lleva la marca de un corazón roto en el pecho. Dicen los más viejos que fue por causa de una mujer de la cual estaba enamorado desde que empezó a soñar, cuando la veía todas las noches en castillos o en barcos, incluso, la primera vez, la vio en un templo y, al despertar, muchos meses después la conoció frente a una librería, donde quedó grabado para siempre el amor en su piel. De ella, cuentan que inspiraba lujuria y paz, que en las noches su voz acariciaba las flores y que al amanecer siempre tenía una sonrisa en su rostro. Muchos hombres se enamoraron de esa mujer por mucho tiempo, unos supieron disfrutar su belleza y amabilidad; otros tontos ciegos jugaron a creerse únicos y perdieron sus recuerdos. Pero este hombre, según hablan, conquistó a aquella mujer una noche en que un brillo ingenuo brotó de su pecho y una mi…

Todos los días pienso en ti

I.D.

Aún no he podido abrir los ojos desde el día que tu partida fugaz cubrió todas estas montañas y mi vista se oscureció en despojos de memorias, sentidos y engaños mientras tu ausencia recorría toda la faz.
Aún no encuentro un lugar tan grande donde guardar tu recuerdo desvanecido, pues el olvido está matando la memoria… Quiero cruzar el océano desde los andes y escapar de esta tristeza que destrozaría la espera más larga que te he ofrecido.
Vi tu imagen luminosa en el sendero, antes que te marcharas de la gran sabana. Ese sendero, que con tu rostro iluminaste, aún espera ser recorrido por el otoño venidero, las palmeras y flores insisten en llamarte…
Ojalá aparecieras de repente frente a mi ventana.

Hola, soy Andrés

Hola, soy Andrés, soy Andrés, soy Andrés. Me gusta escribir porque siempre me ha quedado bonito cuando lo hago, pero cuando venga un mensajero de tu parte a decir lo que quiero escuchar... entonces gritaré, y te maldeciré cuando me digas que esa fue toda la verdad, porque para mí fue diferente; y esa tuya que crees, para mí es la mentira que te dije ayer que no era mentira, igual no estoy arrepentido de lo que te hice, lo volvería a hacer: ¡lo que me da la gana!, igual siempre lo había hecho sólo que tú me quitaste la gana y la remplazaste por aborregamiento simple, sin mucho compromiso. Es como dijo mi abuelo: “haz lo que quieras, pero tráeme mi botella de vuelta”. -¿Otra vez la misma vuelta? Pero si ya la hemos dado trescientos sesenta y cinco veces, estoy cansada de seguir dando la misma vuelta una y otra vez-. Cuando me bajé de la rueda gigante, estaba mareado de ver tu cara tantas veces y me vomité porque me asqueó tu comportamiento, todo lo que haces sin pensar y todo lo que pie…